El Ayuntamiento de Puntallana gestionará un piso tutelado de seis habitaciones para personas en situación de exclusión social

 Con la entrega de llaves, culmina la promoción de las primeras 12 viviendas sociales que se construyen en el municipio de Puntallana. Esta actuación se enmarca dentro del programa de Promoción Publica en Alquiler del Plan Canario de Vivienda, dirigido a las familias más desfavorecidas, cuyos ingresos no superan los 10.000 euros, por lo que las familias pagan unos alquileres que nunca superan el 12% de sus ingresos y cuando los ingresos son muy bajos el Gobierno subvenciona hasta el 99% del coste del alquiler.

 

Los alquileres máximos que pagarán los beneficiarios de las viviendas de Puntallana oscilan entre los 193 euros las viviendas de un dormitorio y los 422 euros las viviendas de cuatro dormitorios pero gracias a la subvención del Gobierno las familias pagarán entre 20 y 60 euros al mes

Las unidades familiares adjudicatarias de las viviendas de Puntallana, según su tipología están compuestas por 3 familias monoparentales con madre con uno hijo; 2 familias compuesta por pareja sin hijos; 5 familias compuestas por la pareja y uno, y dos hijos y 1 familia compuesta por titular y su madre. Del total de titulares 7 son mujeres, 5 habitaban viviendas en muy malas condiciones de habitabilidad, otras 5 familias habitaban viviendas de alquiler elevados y una familia vivía con otra unidad familiar.

La actuación consta de 12 viviendas construidas en la urbanización Llano Amador, dentro de las cuales existe un piso tutelado de seis habitaciones que ha sido asignado al Ayuntamiento de Puntallana para ser destinados a Personas en situación de Exclusión Social

En la entrega de llaves ha estado presente el Presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, la Consejera de Bienestar Social, Juventud y Vivienda, Inés Rojas y el Director del Instituto Canario de la Vivienda, Jerónimo Fregel, quienes estuvieron acompañados por la corporación municipal del Ayuntamiento de Puntallana.

 

Para Juan Guerra, Concejal responsable del área de vivienda en el Ayuntamiento de Puntallana, con esta actuación se da respuesta a una vieja reivindicación del municipio, como es facilitar el acceso a una vivienda a las familias mas desfavorecidas de la localidad. Así mismo, agradece el trabajo realizado por la anterior corporación, tanto en la adquisición de suelo como en el impulso a la urbanización Llano Amador, lo que finalmente ha hecho posible que Puntallana pueda contar con esta primera  promoción de viviendas sociales, y espera que en breves fechas pueda comenzar una segunda actuación en los terrenos anexos, los cuales ya han sido cedidos al Instituto Canario de la Vivienda, para la construcción de otras 10 nuevas viviendas sociales.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario